PUERTAS CORTA FUEGOS

 

Las puertas metálicas cortafuego se instalan en las vías de escape para evitar la propagación de un incendio y para permitir la rápida salida de los ocupantes.

 

La característica principal de las puertas cortafuego es la propiedad de aislamiento térmico y su diseño estructural que considera las holguras para contrarrestar la dilatación metálica producto del aumento de temperaturas, generando así dos sistemas térmicos que protegen las vías de escape.

Las puertas cortafuego se clasifican internacionalmente por su Resistencia al Fuego (RF).

 

Pueden ser:

 

- Puertas RF de una o dos hojas y correderas.

- Puertas metálicas en distintos acabados.

- Puertas cortafuegos de madera.

- Compuertas cortafuegos para registros y conductos de ventilación.